lunes, 24 de febrero de 2014

Rolleiflex

Hola a tod@s,

Después de un tiempo descansando en la estantería saqué la Rolleiflex T de paseo otra vez.

---

Hi all,

After some time on the shelf the Rolleiflex T strikes again.









jueves, 20 de febrero de 2014

Interacción en la foto

Hola a tod@s,

creo que ya va siendo hora de proseguir con la serie de entradas didácticas sobre la fotografía de calle. Como la última entrada es del 19 de Septiembre de 2012 (vaya, casi año y medio)  es conveniente que hagamos una breve síntesis de lo tratado hasta el momento.

Antes de nada mencionar que estas entradas vienen inspiradas por las diapositivas, en inglés, de Eric Kim del curso que hice con él en Berlín. También dispone de un curso online gratuito de street photography para descargar aquí. Os animo a que hagáis algún curso de fotografía de calle no sólo para mejorar vuestra técnica si no también para conoces a gente del mundillo. He vivido en mis propias carnes lo muchísimo que te puede motivar el tener una o dos personas con las que salir con cierta asiduidad.

Recordemos pues los puntos tratados:

1. Surrealismo
2. El instante decisivo
3. Yuxtaposición
4. Interacción en la foto
5. Símbolos 

A través del surrealismo intentamos generar confusión y así añadir un punto de anclaje para que el espectador se dedique a descifrar la imagen que tiene en frente.

Siendo conscientes de la importancia de hacer la foto en el momento preciso y estando siempre alerta aumentaremos la cantidad de fotos decentes por jornada de callejeo.

Si además añadimos elementos gráficos enfrentados (blanco y negro, grande y pequeño) enriquecemos el discurso visual de nuestra foto y así tenemos más ganchos potenciales para atrapar a nuestro público.

Cada vez que os lancéis a hacer fotos a la jungla urbana es conveniente que os centréis en un único aspecto. Si intentáis trabajar múltiples puntos a la vez lo más probable es que acabéis por no tratar ninguno con la profundidad suficiente. A base de mejorar en cada campo de manera aislada mejoraréis como fotógrafos en total. Ahora mismo yo estoy intentando emular el estilo de William Klein forzándome a fotografiar grupos de gente y buscando primeros planos arriesgados. Espero que cuando publique algunas fotos de Japón veáis este aspecto reflejado en alguna de ellas.

Hoy trataremos otro de esos recursos que añaden complejidad a la fotografía: la interacción dentro de la foto.

Al fin y al cabo se trata de buscar elementos que estén interactuando, es decir haciendo algo el uno con el otro, de manera directa o indirecta.

Sin más preámbulo aquí os dejo las fotos.

Eric Kim



William Klein

Elliot Erwitt

Eduardo Escartí :)





lunes, 27 de enero de 2014

Decanso / Break

Hola a tod@s:

Voy a omitir los meses de Mayo a Julio porque estuve bastante ocupado con trabajo y eventos familiares y por tanto apenas hay material de blog de esos meses. Supongo que darme cuenta de eso me generó cierta ansiedad y llegado Agosto tuve la sensación de necesitar un descanso fotográfico. Obviamente un descanso fotográfico no significó dejar de hacer fotos, habría que estar loco para eso, sino más bien cambiar de aires.

Para mis vacaciones de verano en Menorca decidí dejar la Konica Hexar AF en casa y coger la Canon AE-1 con un 50mm para una fotografía algo más íntima. Además me llevé la Mamiya 7 para paisajes y para completar el arsenal una cámara desechable sumergible. Siguiendo con la tónica habitual para la cámara de 35mm me llevé exclusivamente carretes en blanco y negro y para la de formato medio (Mamiya) sólo Kodak Portra 400 (color). Mi idea era ir sin mucha idea preconcebida para dejarme inspirar por el lugar.

Aquí os dejo los resultados:

----

Hi everyone,

I'm going to skip the pictures from Mai to July since I was pretty busy and had plenty of family event, which were draining all my photographic stamina. I guess that realising the lack of blog material among those fotos made me a little bit anxious. So by August I had the urge to take a small photographic break, which of course didn't mean that I stopped taking pictures, that would be crazy. I just changed the photo equipment.

For my summer holidays in Menorca I left my beloved Konica Hexar home and grabbed a Canon AE-1 with a 50mm for a slightly more intimate photography. In addition to that I took the Mamiya 7 and a small underwater disposable camera. As always black and white film for the 35mm camera and Portra 400 (color) for the Mamiya. The plan was to have no plan.

Here are the results:

Revelado y escaneado de color por:
Dev. and scan of color film by:

 http://carmencitafilmlab.com/

Revelado y escaneado de blanco y negro:
Dev. and scan of B&W film:

Xtol 1+1 & Epson V700 + Silverfast
















 

















martes, 14 de enero de 2014

San Francisco

Hola a todo@s,

cada vez voy con más retraso con las entradas, ya son 8 meses de desfase. Tengo miedo de no tener nada que subir al blog, pero al final consigo publicar únicamente una entrada al mes. Supongo que será lanzar una pregunta al vacío, pero ¿qué preferís, una entrada (o dos) al mes con varias fotos o entradas de manera más frecuente pero con menos fotos? Si tenéis sugerencias ya sabéis que podéis escribir en los comentarios (de hecho se agradece mucho).

En Abril viajé con mi familia a visitar a mi nuevo sobrino. Como os podéis imaginar la mayoría de las fotos fueron familiares y ha habido poco que rascar.

Como novedad, en casa de mi hermana recogí la Mamiya 7ii que había comprado. Es una cámara de formato medio con el negativo de 6x7 y una lente de 38mm. Es de tipo telemétrica así que permite tomas a 1/30 sin problemas de trepidación. Una golosina de cámara :D.

Las fotos de esta entrada han sido tomadas con esa cámara a excepción de la infrarroja de formato cuadrado. Y hablando de infrarrojo, voy a ser cuidadoso con estas fotos porque en breve empezaré a preparar una serie para una posible exposición y no quiero que se hayan publicado todas.

Un saludo.











sábado, 30 de noviembre de 2013

Del placer de lo manual

Hola a tod@s:

Hoy las fotos están ahí para verlas pero no voy a hablar sobre ellas. Hoy me apetece hablar del placer de lo manual.

Este jueves pasado fui a un pase de diapositivas de Tokyo del fotógrafo de Onteniente Vicente Plá  en la librería Railowsky. El pase me gustó mucho y me dio varias ideas de cómo enfrentarme a la ciudad cuando vaya en Diciembre. Además allí me encontré con José Sáez y mantuve una conversación muy interesante sobre un tema bastante recurrente: ¿Por qué uso todavía cámaras de carrete?

Hacía bastante tiempo que nadie me lo preguntaba. Antes solía argumentar que la calidad del negativo no es comparable, que el rango dinámico en analógico es mucho mayor y otra serie de argumentos de tipo técnico. A día de hoy estos argumentos carecen de valor puesto que ya hay algunos equipos digitales, como la Nikon D800E, a precios asequibles que pueden competir sin complejos con la calidad de un negativo de formato medio. Así que mi respuesta fue simple y llanamente: Porque me gusta más.

Creo que la decisión de fotografiar en analógico o digital ya no es una decisión basada en aspectos técnicos, es algo puramente emocional. Al igual que un ilustrador no trabaja igual con acuarelas que con rotulador un fotógrafo no fotografía igual con cámaras diferentes. Cada cámara tiene su propio ritmo y eso se refleja en las imágenes. A mí me gusta porque es algo manual, porque puedo tocar el carrete que contiene las fotos, porque luego juego al quimicefa (gracias Eloy por este grandioso símil del revelado de fotos) y al final de todo el proceso la imagen está en mi mano.

Es cierto que me lleva tiempo revelar y escanear las fotos, pero me ahorro muchísimo tiempo de photoshop. Con carrete yo elijo el "look" de las fotos a través del carrete y ,como tengo menos cantidad de estas, el proceso de edición y selección es más rápido también. Simplemente prefiero pasar mi tiempo en la cocina con los químicos en lugar de en el despacho delante del ordenador. 

Pero el placer de lo manual también está en los pequeños detalles. Hace poco adquirí un nuevo juguete para complementar a mi Konica Hexar, cuyo modo manual es bastante infernal de utilizar, y he vuelto a descubrir el placer del modo manual. He convertido la rutina de cambiar apertura y tiempo en el juego de "acierta la exposición" y no sé cuanto me durará la ilusión pero en 2 días he quemado 2 carretes. Cualquier cosa que consiga que salgas a hacer más fotos es buena. Si con modo automático sales más porque el manual te agobia, adelante. Si la ilusión de no saber lo que va a salir en el carrete te ayuda a salir a la calle, adelante. La fotografía se entrena y cuanto más entrenes mejor fotógrafo serás independientemente del medio de expresión artística que elijas.

Un abrazo y salid a la calle :D,
Edu.